Es cierto, según estudios psicológicos realizados, que hay una directa relación entre el color de coche que conducimos y el nivel de satisfacción personal, algo que bajo nuestro parecer en algunos casos no tiene ninguna relación.

En este artículo no nos vamos a centrar en la elección del vehículo desde el punto de visto estético o personal, sino enfocándolo desde el punto de vista de la seguridad vial.

coches-pequenos-de-coloresAunque nos parezca una tontería el color puede tener influencia sobre nuestra seguridad. Cabe hacer referencia al estudio elaborado por la Universidad de Auckland en Nueva Zelanda, donde se confirma la importancia que tiene el color del vehículo, sobre todo en lo que respecta a la visibilidad que tendrán el resto de conductores hacia el vehículo que conducimos, afirmándose en este estudio que los colores marrón, negro y verde, siguiendo este orden, son los colores con mayor predisposición a sufrir un accidente, siendo los colores con tonalidades grises los que tienen una menor probabilidad de estar inmersos en un accidente. Otros informes enumeran como colores más seguros el blanco, el gris y el plata y como menos seguros el negro, morado y verde.

Volviendo al estudio de Auckland, éste estima que la probabilidad de tener un accidente se reduce en un 50% si se conduce un vehículo con tono plateado, comparación que se realiza respecto a colores como el rojo, azul o blanco.

Se piensa que la posibilidad de sufrir una accidente es casual, pero si analizamos la relación existente entre la amplia gama de colores y un siniestro, el resultado es claro,  menor posibilidad de accidente a mayor visibilidad.

Destacar también que el color del vehículo influye según las determinas condiciones de iluminación y del entorno, siendo los vehículos de color rojo o amarillo los más visibles en zonas iluminadas, igual por el día que por la noche, aumentando el riesgo de siniestro con la falta de iluminación

color de los coches

Una de las leyendas urbanas que circulan, es que las aseguradoras, muchas de ellas, tienen primas distintas en función del color del coche, premiando al color blanco porque es el color que menos accidentes tiene. Consultado este aspecto con algunas aseguradoras, confirman que actualmente no es una variable (el color del vehículo) que incida en la prima, siendo las características del vehículo y el historial de conducción los que determinan el precio final del seguro.

Autoescuela Cavia-Zaragoza